61 capítulos

Videos

Sinopsis

Cuenta la historia de Felipe Guerra, un joven capataz de una hacienda ganadera, quien descubre en los ojos de la bella Lina María Henao, al único y verdadero amor. Consciente de las diferencias económicas que existen entre su amada y él, decide aceptar la propuesta de capturar al capo Miguel de Jesús Ortega para obtener una millonaria recompensa. Durante el tiempo que dura esta misión, el joven tendrá asumir una nueva identidad y olvidarse de la ciudad que lo vio nacer. Pero, ¿qué pasará con Lina mientras él no esté? Cristian, su supuesto mejor amigo, no tendrá problema en acompañarla hasta que él regrese.

MOSTRAR TODO
MOSTRAR MENOS

Personajes

  • como 
    Felipe Guerra
    Creció entre ganado y potreros. Para él que montar a caballo estuvo antes que los cuadernos o que cualquier otro útil escolar. Hace poco, prestó servicio militar. En el ejército aprendió a usar armamento y algo de defensa personal. Es un buen peleador, atlético, pero no porque haga ejercicio, su estado físico se lo debe al trabajo que día a día realiza en la hacienda. Ama trabajar en el campo. Es un jinete hábil, sabe domar caballos y arrear ganado. En el amor es muy tranquilo. Felipe se está guardando para la mujer que llegue a robarle el corazón. Trabaja en la hacienda que alguna vez cuidaron sus padres. Su mejor amigo es Cristian, el hijo del dueño del lugar. A pesar de las diferencias sociales, ambos fueron criados como hermanos. Se quieren, se respetan y estarían dispuestos a hacer lo que fuera por el otro.
  • como 
    Lina Maria Henao
    Es una mujer muy atractiva que por el trabajo de su papá llega a vivir al campo. Antes del viaje estaba cursando VI semestre de Administración de Empresas en una prestigiosa universidad. Debido al traslado de su papá, debió aplazar sus estudios. Lina perdió a su mamá al momento de nacer. Su papá, desde ese momento, se hizo cargo de sus cuidados. Tal vez por eso es que Lina tiene visos de muchachita consentida, caprichosa, rebelde y a ratos, cuando la situación la lleva al límite, hasta insolente. Para ella, la mujer que cultiva su cuerpo antes que su mente, es digna de reproche. Para Lina las mujeres deben tener un rol mucho más activo dentro de la sociedad: ocupar cargos directivos, importantes, estar al mismo nivel al que están los hombres. Físicamente tiene un corte muy europeo. Es una mujer que fácilmente sobresale entre las otras.
  • como 
    Christian Dangond
    Hijo de uno de los más importantes ganaderos de la región. A su mamá la perdió cuando tenía 6 años. Ella murió a causa de una grave enfermedad. Desde ese momento, Cristian y Aníbal, su padre, quedaron solos en el mundo. Aníbal, vencido por el dolor, se refugió en el trabajo mientras que Cristian encontró, en casa de los capataces de la hacienda, la familia que tanta falta le estaba haciendo. A Doña Sonia aprendió a quererla como a una madre y a Felipe, el hijo de la mujer, como a su propio hermano. Aunque Cristian disfrutaba de la vida de la hacienda, el interés por la política lo llevó a cursar estudios de derecho. Es un gran abogado y tiene un gran futuro como político, sin embargo, hay algo en él, tal vez relacionado con la soledad a la que lo condenó su padre cuando pequeño, que lo empuja a transitar por el camino de la ilegalidad. Cristian es un tipo inteligente, serio, buen orador, ambicioso. Poco fiestero. Físicamente es todo lo contrario de su mejor amigo, siempre perfumado, bien peinado y muy bien vestido.
  • como 
    Leo Amador
    Esta mujer es puro corazón. Es la eterna enamorada de Felipe. Ella, desde que lo ve, queda flechada. Felipe, para ella, es el hombre perfecto, no hay nada que quiera cambiarle, excepto su amor por Lina, lo cual la haría la completa y absolutamente feliz. A pesar del gran amor que siente por Felipe, es muy respetuosa de la relación. Ella sería incapaz de tentarlo, de darle un mal consejo, de hacerle la encerrona. Ella es de las que piensa que si haces algo, te expones a que te lo devuelvan, por eso… prefiere esperar, darle tiempo al tiempo aún a sabiendas de que su día, nunca llegará. Ella, en el fondo de su corazón, sabe que el amor que él siente por Lina va más allá de toda frontera. Leo, es una luchadora, a su padre nunca lo conoció y el último recuerdo que tiene de su progenitora es el día en el que la dejó, con una maleta, en la casa de la abuela. Desde ahí, y aunque siempre quiso estudiar, se vio obligada a trabajar, ha hecho de todo: vendió en los buses, trabajo en cafeterías, en panaderías y hoy, cuando la historia empieza, trabaja como mesera en un billar. Leo tiene la típica belleza latina tanto que… de no ser por sus raíces de “chica” de barrio, hasta para actriz de Hollywood habría clasificado.

Galería